implante capilar a los 50

Querer lucir bien, no tiene edad. En todo momento queremos mostrar la mejor imagen posible. Con la llegada de los años, cambiamos el estilo. Pero seguimos con el deseo de dar una buena apariencia. Una de las cosas que puede entorpecer ese deseo, es la alopecia. Con los años, nuestro cabello se hace más débil y comienza a desprenderse. Esto definitivamente desmejora nuestra imagen. Pero afortunadamente existen soluciones. Es posible realizarse un implante capilar a los 50 o 60 años, con resultados sorprendentes.

Si has pensado en algún momento que es imposible llevar a cabo un implante capilar a los 50 o 60, Estás equivocado. Para lucir bien, nunca es tarde. Tienes la posibilidad de restaurar tu cabellera, de manera definitiva. Es un proceso poco invasivo, rápido e indoloro. Que hará que vuelvas a sentirte atractivo. Además, rejuvenecerá tu apariencia. Para que sepas mucho más del tema. Te hablaremos sobre la efectividad de un implante capilar a los 50 o 60.

¿Qué es la alopecia?

Es el desprendimiento de pelo, ya sea en el cuero cabelludo o cualquier otro lugar del cuerpo. Los tipos mas comunes de alopecia son:

Alopecia areata: Es la brusca pérdida de cabello, que se presenta en una o varias zonas. Este tipo de calvicie deja claros en forma de círculos que pueden superponerse.

Alopecia androgénica: Es el desprendimiento del cabello permanentemente. Es la causante de la calvicie común.

Tratamientos para frenar la alopecia antes de probar un injerto a los 50 o 60 años

La alopecia es una condición que se ve de forma mas frecuente en hombres, que en mujeres. Sin embargo, al llegar a los 50, las mujeres también comienzan a ver un debilitamiento en su cabellera. Perder el pelo, puede comenzar a suceder a cualquier edad. Luego de los 50 años, es una condición bastante común. Pero esto no quiere decir que la persona lo acepte y no trate de buscar soluciones.

Existen algunos tratamientos que pueden ayudar a frenar la calvicie y fortalecer el cabello. Y como último recurso, cuando la caída es definitiva, se puede pensar en un injerto capilar a los 50 0 60 años. Antes de tomar esta decisión, es conveniente probar algunos tratamientos. Estos retrasan la pérdida de la hebra capilar y son bastante efectivos.

Fármacos orales

Actualmente es posible estabilizar la alopecia con algunos medicamentos orales. Debes acudir a un especialista para que revise tu caso y decida que fármacos puedes ingerir. Estos requieren de una receta médica. Son medicamentos con mucha efectividad. Su función es dar fuerza y grosor al cabello, además de detener la caída.

Tratamientos sin cirugía

Los tratamientos capilares son otra opción antes de un injerto capilar a los 50 o 60 años. Son tratamientos que sustituyen la toma de fármacos. Se pueden realizar en una o varias sesiones. La forma de aplicación, debe ser determinada por el médico, luego de realizar la evaluación y diagnóstico. Son tratamientos más cómodos que los medicamentos orales. En su mayoría se trata de procedimientos no invasivos, ni dolorosos. Suministrados a través de microinyecciones, con resultados muy satisfactorios.

Por qué hacerte un injerto capilar a los 50 o 60 años

implante capilar a los 50

Un implante de cabello, no tiene una edad determinada. Puede realizarse desde los 20 años hasta los 80. Siempre que el paciente tenga una buena densidad en el área donante. Es por ello que llevar a cabo un injerto capilar a los 50 o 60 años, es la solución al problema de calvicie. Tanto como lo es para personas de menos edad.

Existen muchas razones por las que decidir realizarte un injerto capilar a los 50 o 60 años. Las mismas, te las contamos a continuación:

  • Al ser tú mismo el donante, no hay posibilidad de rechazo.
  • Tu imagen cambia por completo, rejuveneciendo tu aspecto.
  • La operación es ambulatoria. Regresas a casa el mismo día.
  • Existen diferentes técnicas de implantación. El especialista te recomendará aquella que resulte mejor para tu caso.
  • No es invasiva, resulta indolora, ya que se aplica anestesia local.
  • Es una operación con una rápida recuperación, no deja marcas, ni cicatrices. Los resultados son 100% naturales. Tu injerto capilar a los 50 o 60, pasará desapercibido.
  • Los resultados se observan en pocos meses. 4 meses después podrás peinar tu cabello. A los 6 meses tendrás una buna cabellera. Un año después los resultados serán totales. Habrás recuperado tu melena.
  • Recuperarás tu cabello, además de la confianza y autoestima. Sintiéndote muy satisfecho.

¿Es efectivo un implante capilar a los 50 o 60 años?

Con la ingesta de fármacos y los tratamientos capilares, lograrás frenar la caída de tu cabello. Pero estos tratamientos no repueblan las áreas donde el cabello se ha desprendido. Por lo que lograrás que el proceso ralentice, pero no vas a recuperar la cabellera. Si quieres recuperar la melena y que esos feos claros dejen de notarse. Un injerto capilar a los 50 o 60 años es la solución definitiva. Con esta cirugía recuperas tu pelo, con un aspecto muy natural y para siempre.

Si te preguntas si es efectivo un implante capilar a los 50 o 60. La respuesta no puede ser otra, que un rotundo sí. Lo único que debes tener en cuenta es dónde harás el procedimiento. También ¿Qué profesional realizará la operación? Y conocer muy a detalle como será la intervención.

Es tu tarea buscar una clínica de renombre y excelente reputación. Que cuente con un cirujano experto en injerto capilar, que lleve a cabo la implantación. Nosotros, por nuestra parte, te explicaremos como es el proceso. Aunque siempre debes pedir al especialista que te cuente a detalle, lo que se hará en tu cabeza, tiempo, y resultados.

Cómo es el proceso de un implante capilar

  • Diagnóstico: Es el primer paso, el médico hace un análisis para diagnosticar el tipo de alopecia y definir la técnica, números de folículos a implantar y diseño.
  • Anestesia: El día de la operación, luego de la realización del diseño. Se procede a colocar anestesia local, para evitar molestias.
  • Extracción de los folículos: De la zona donante, que suele ser la parte lateral y trasera de la cabeza, se extraen los folículos. Estos se conservan en un líquido, hasta el próximo paso.
  • Apertura de canales e implantación: Se procede a hacer unas mínimas incisiones en el área receptora. Es en estos caneles donde se injerta uno a uno los folículos extraídos.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *